26 octubre 2015

Post and Courier: Un diario de familia exitoso

Aa
The Post and Courier se encuentra en una racha. Ganó el Premio Pulitzer en la categoría de Servicio Público en abril con una cobertura de alto impacto en 2014 sobre la violencia doméstica y las débiles leyes de Carolina del Sur para detenerla.
$.-

Por Rick Edmonds

Poynter Institute


En este año de consolidación en la industria de la prensa, Gannett, New Media Investment Group y Tribune Publishing han hecho recortes en varias cabeceras en el nombre de la eficiencia y eso hace que el Post and Courier, un diario de propiedad familiar en Charleston, Carolina del Sur, sea un periódico atípico y que, además, esté bien orgulloso de serlo.

En lo editorial, The Post and Courier se encuentra en una racha. Ganó el Premio Pulitzer en la categoría de Servicio Público en abril con una cobertura de alto impacto sobre la violencia doméstica y las débiles leyes de Carolina del Sur para detenerla. Desde entonces, el diario respondió fuertemente ante el asesinato por parte de un policía de un hombre desarmado en North Charleston, seguido de tiroteos horribles después de una reunión de oración en una la iglesia, y la decisión de retirar permanentemente la bandera confederada del capitolio estatal.

Pero el Post and Courier tiene trucos bajo la manga, tanto así que se les pidió a los altos ejecutivos John Barnwell y PJ Browning que fueran los oradores principales en una conferencia de la Inland Press Association realizada recientemente en Chicago para familias propietarias de diarios en Estados Unidos.

Hablé con ambos por teléfono la semana pasada y me pareció que la compañía ha realizado importantes movimientos estratégicos desde hace varios años y otros más recientemente para permanecer viable sin las ventajas de ser parte de una cadena.

El periódico es propiedad de los Manigault, una familia tradicional de Charleston, pero está a cargo de administradores profesionales. Barnwell, Presidente y CEO de la empresa madre Evening Post Industries desde finales de los años 2000 tuvo una larga carrera como banquero de Charleston (y su predecesor fue también un banquero). La editora Browning llegó a la compañía después de 30 años con Gannett, Knight Ridder, y McClatchy.

La estructura de dos empresa tiene como objetivo la diversificación. Evening Post posee un pequeño grupo de estaciones de televisión y siete pequeños periódicos de Carolina del Sur. Bajo la vigilancia de Barnwell ha adquirido una participación en un negocio de hospicios y compró una pequeña agencia de publicidad en Minneapolis, el hogar de una de sus estaciones, especializada en servicios de marketing. Evening Post también dio a luz a Garden & Gun, una revista que es ganadora frecuente Premio Nacional de Revistas. Estas "terceras líneas de negocio", me dijo Barnwell, representaban el 9 por ciento de los ingresos de este año y se espera que aumente a 15 por ciento el próximo año.

El Evening Post también trabajó mucho en el frecuente problema de prescindir de un edificio más grande y de tierra circundante que ya no se necesita. En lugar de simplemente vender a un desarrollador, Barnwell, dijo, la empresa será social en los planes para los 12 acres, incluyendo un gran complejo de oficinas y venta al por menor, que se desarrollaría en tres etapas a lo largo de casi una década.

Los resultados financieros de 2015, aunque no son fabulosos, son mejores que la norma.

"Hemos visto una reducción en los principales anunciantes y en la demanda de pre impresos y trabajamos duro para mitigar las pérdidas", dijo Browning. "Nuestro ingreso va a disminuir en un tres por ciento con respect al año pasado y en este trimestre vamos a estar major en un dos por ciento".

Sin especificar un número, dijo Barnwell, "no es ningún secreto que los márgenes no son tan altos como en la industria en general. (Los propietarios) han sacrificado algunos beneficios para poder contratar a la mejor gente "y proporcionar un capital de trabajo para las nuevas inversiones empresariales".

Browning dijo que en las operaciones regulares del Post and Courier ella también se anima a tomar algunos riesgos. Estuvo de acuerdo en la ampliación de un equipo para proyectos especiales de dos a cinco posiciones, incluyendo un desarrollador. Ese grupo hizo la mayor parte de los trabajos sobre el trabajo que ganó el Pulitzer, la seire "Hasta que la muerte nos separe".

Como el emblemático puente Ravenel de Charleston cumplió 10 este año, la movida obvia era hacer una sección especial con publicidad. Pero Browning pensó que no era lo suficientemente innovadora por lo que el Post and Courier orquestó un evento bien elaborado, trayendo a dos ingenieros de Lego de Europa para construir una réplica de 25 pies. La celebración generó casi $ 300.000 en ingresos, dijo Browning.

Barnwell y Browning expresaron que sus productos digitales son más que adecuados para construir audiencia, pero la transformación digital agresiva no está en las cartas por ahora. "Si tuviéramos una mejor idea de cómo obtener beneficios económicos", dijo Barnwell, "podríamos avanzar rápidamente. Pero (por ahora) estamos invirtiendo en contenidos (digitales) ".

Del mismo modo, dijo Browning, "lo impreso se encuentra todavía en el corazón de lo que somos." Agregó que la mayoría de los lectores son suscriptores de siete días y que la empresa ni siquiera ofrece el paquete de suscripción de fin de semana por tres días que en otros lugares y otros mercados de periódicos es un estándar.

Ayuda a las perspectivas del Post Courier también que estos son buenos tiempos para el área de Charleston con nuevas instalaciones de Boeing y Volvo además del espectacular mercado de propiedades en el centro histórico de Charleston y la gran cantidad de visitantes que atrae cada años.

En cuanto al futuro, Barnwell, dijo que espera que las adquisiciones sigan. "Todavía estamos buscando negocios adyacentes a los periódicos – el contenido sigue siendo un gran factor -, pero otros negocios pequeños también".

Y en un momento en el libro de jugadas estándar está lleno de recortes en las salas de Redacción, el Post and Courier es diferente. eBrowning me dijo: "Pensaba que teníamos una sala de redacción grande (de lo habitual para un periódico de este tamaño)," dijo, "y me di cuenta que más bien estábamos en medio del peloton. Es algo que tendré que mirar para el año 2016. "

Compartí

0