Canadá

Aa
Reunión de Medio Año 2017
Antigua Guatemala, Guatemala
31 de marzo - 3 de abril
$.-

Durante este período han ocurrido algunos cambios y violaciones concretas de la libertad de prensa en relación con el acceso a la información, los medios digitales y las prácticas de vigilancia en Internet.

El 25 de febrero, la organización Periodistas Canadienses por la Libertad de Expresión (CJFE, por sus siglas en inglés) se unió a una coalición de organizaciones de la sociedad civil, nuevos medios y organizaciones laborales para efectuar vigilias pacíficas en cinco lugares diferentes en Canadá. El objetivo fue protestar contra la nueva postura del Gobierno Liberal sobre temas clave de la política de seguridad nacional, vigilancia y libertad de prensa.

A pesar de que el gobierno de Justin Trudeau se ocupó de inmediato de desamordazar a científicos y funcionarios públicos, abriendo así nuevos espacios al derecho del ciudadano a saber, sigue existiendo una percepción generalizada de falta de transparencia, sobre todo en temas que se han convertido en centro de atención desde la llegada a la Oficina Oval del nuevo presidente de Estados Unidos.

Muchos canadienses encuestados sienten que hay una falta de transparencia cuando se trata de la postura del Gobierno Liberal de Trudeau en materia de vigilancia compartida, seguridad fronteriza y posible violación de las libertades individuales. Ello se refiere a la forma en que las agencias de seguridad fronteriza van a rastrear el uso de información digital en celulares y otros dispositivos electrónicos por ciudadanos que cruzan hacia y desde Estados Unidos.

En cuanto a la seguridad de la vigilancia en Internet, y debido a que la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) ha promovido la creación y el uso de herramientas inteligentes para la protección y seguridad de los periodistas, vale la pena mencionar los esfuerzos de CJFE y sus actividades en este campo después de obtener el apoyo de Open Technology Fund.

Un acontecimiento clave que representa una amenaza para la libertad de prensa fue monitoreado recientemente: varios periodistas de Quebec fueron puestos bajo vigilancia policial en un esfuerzo por identificar sus fuentes. Esto incluyó a Patrick Lagacé, de La Presse. Los periodistas habrían informado sobre la mala conducta de ciertos agentes que investigaban a pandillas callejeras y el tráfico de drogas.

La preocupación que afloró es que ahora, bajo la common law, en la mayor parte del país la Corte Suprema sostiene que las fuentes periodísticas pueden ser protegidas, pero que dicha protección debe decidirse caso por caso. En otras palabras, no existe protección c

Compartí

0