Qué nos lleva a pagar por una suscripción

Aa
Quizás muchos profesionales del periodismo se hayan hecho alguna vez esta pregunta.
$.-
Tomado de la Asociación de Editores de Diarios Españoles (AEDE)

Pero la respuesta, en la que quizás se esconden algunas claves de futuro del periodismo, no es fácil de obtener. Tanto, que en América dos instituciones han unido fuerzas para afrontar la cuestión. La primera es American Press Institute, organización sin ánimo de lucro fundada en 1946 y centrada en la defensa de la libertad de prensa. La segunda es en sí una alianza entre la agencia de noticias Associated Press y un centro de investigación de la Universidad de Chicago, the Center for Public Affairs Research (NORC). Juntas, han lanzado The Media Insight Project, que acaba de publicar su primer estudio sobre qué motiva a las personas a pagar por una suscripción.

¿Cuál es la metodología del estudio?

Su punto de partida –y esto es muy interesante– es el análisis cualitativo. Han realizado entrevistas en profundidad a consumidores de noticias de tres ciudades. Después, basándose en esa información, han elaborado una encuesta para todo el territorio nacional. La muestra abarca a 2.199 adultos estadounidenses encuestados entre el 16 de febrero y el 20 de marzo de 2017.

¿Qué dicen los resultados?

Más de la mitad de los adultos estadounidenses (53%) se suscriben a algún canal de noticias; aproximadamente la mitad de estos eligen un periódico. Hay un dato muy revelador, que contrasta con lo que estamos acostumbrados a oír sobre la población joven. Entre los adultos que no han cumplido los 35, casi 4 de cada 10 paga por estar informado.

Las razones para suscribirse a una publicación de noticias son, por orden de importancia, las siguientes:

  1. Determinada publicación destaca en la cobertura de un tema específico
  2. Amigos o familia están suscritos a esa publicación
  3. Descuentos o promociones

¿Y los motivos para pagar?

Entre los jóvenes, la motivación más frecuente de la suscripción reside en poder apoyar la misión de organizaciones o empresas informativas. Muchos de ellos -atención- se decidieron a pagar porque descubrieron una nueva fuente de información a través de las redes sociales. En general, hay un deseo de ser ciudadanos informados, responsables. Y como siempre, hay muchos suscriptores que tienen especial interés por un asunto y se adhieren a una publicación que lo trate con profundidad y excelencia.

¿Un no suscriptor puede convertirse en suscriptor? Según el estudio, 2 de cada 10 personas ven posibilidades de ser suscriptores de algún medio informativo en el futuro.


Compartí

0