La SIP reclamó a gobiernos americanos por asesinatos y prescripción de crímenes contra periodistas

Aa
Miami (30 de octubre de 2013).- La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) pidió a los gobiernos de la región mayor voluntad política, investigaciones expeditas y la administración rigurosa de la justicia por los asesinatos de periodistas ocurridos desde marzo; y rechazó la prescripción este año de 17 casos de crímenes contra comunicadores en Colombia y México.
$.-

Miami (30 de octubre de 2013).- La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) pidió a los gobiernos de la región mayor voluntad política, investigaciones expeditas y la administración rigurosa de la justicia por los asesinatos de periodistas ocurridos desde marzo; y rechazó la prescripción este año de 17 casos de crímenes contra comunicadores en Colombia y México.

En el marco de su 69ª Asamblea General que la SIP celebró del 18 al 22 de octubre en Denver, Colorado, se aprobaron resoluciones sobre los asesinatos contra periodista este semestre y sobre la prescripción de acciones judiciales por casos de periodistas asesinados.

A continuación las resoluciones de la SIP:  

Impunidad Asesinatos

CONSIDERANDO que en este semestre fueron asesinados en América Latina 14 periodistas: tres en México, dos en Brasil, dos en Colombia, dos en Guatemala, dos en Haití y uno en Ecuador, Honduras y Paraguay, respectivamente

CONSIDERANDO que en México fueron asesinados tres periodistas: Daniel Martínez Bazaldúa, fotógrafo de la sección de sociales del diario Vanguardia, en Saltillo, Coahuila, el 24 de abril; Mario Ricardo Chávez Jorge, director de El Ciudadano Online, en Ciudad Victoria, Tamaulipas, el 27 de junio y Alberto López Bello, reportero de la sección de Policía del periódico El Imparcial de Oaxaca, Oaxaca, el 17 de julio, sin que hasta el momento las procuradurías de Justicia estatales hayan dado a conocer avances sobre las investigaciones e informen si los crímenes están vinculados al trabajo informativo

CONSIDERANDO que en Brasil fueron asesinados dos periodistas del diario Jornal Vale do Aço, en Minas Gerais: el reportero Rodrigo Neto fue ultimado el 9 de marzo y el fotógrafo Walgney Carvalho el 14 de abril. Ambos cubrían asuntos policiales, y previo a su asesinato Neto investigaba las actividades de grupos parapoliciales en la región de Vale do Aço

CONSIDERANDO que en Colombia fueron asesinados un periodista y un empleado de un medio de comunicación: Édison Alberto Molina, conductor del programa “Consultor Jurídico”, en la emisora Puerto Berrío Stereo, en Puerto Berrío, Antioquia, el 11 de septiembre y José Darío Arenas, voceador y colaborador ocasional del diario Extra del Quindío, en Caicedonia, Valle del Cauca, el 28 de septiembre

CONSIDERANDO que en Guatemala fueron asesinados dos periodistas: Carlos Orellana Chávez, conductor del programa “De la radio a la televisión”, canal Óptimo 23, en San Bernardino, Suchitepéquez, el 19 de agosto y Luis de Jesús Lima, locutor de radio La Sultana y director de la radio revista Somos Zacapa, en Zacapa, Zacapa, el 6 de agosto

CONSIDERANDO que en Haití fueron asesinados dos periodistas: Pierre-Richard Alexandre, corresponsal de Radio Kiskeya, en Saint Marc, Artibonite, el 17 de mayo y Georges Honorat, director del periódico Haiti Progrès’, secretario general del Partido Popular Nacional y asesor del primer ministro, en Port-au-Prince, el 23 de marzo

CONSIDERANDO que en Ecuador fue asesinado el periodista Fausto Valdiviezo, en Guayaquil, el 11 de abril

CONSIDERANDO que en Honduras fue asesinado Aníbal Barrow, conductor del programa “Aníbal Barrow y nada más”, en Globo TV, en San Pedro Sula, el 24 de junio

CONSIDERANDO que en Paraguay fue asesinado Carlos Artaza, fotógrafo de la Secretaría de Gobernación de Amambay, en la ciudad de Pedro Juan Caballero, el 24 de abril

CONSIDERANDO que el Principio 4 de la Declaración de Chapultepec establece: “El asesinato, el terrorismo, el secuestro, las presiones, la intimidación, la prisión injusta de los periodistas, la destrucción material de los medios de comunicación, la violencia de cualquier tipo y la impunidad de los agresores, coartan severamente la libertad de expresión y de prensa. Estos actos deben ser investigados con prontitud y sancionados con severidad”.

LA ASAMBLEA GENERAL DE LA SIP RESUELVE

Condenar los asesinatos de los periodistas y empleados de medios ocurridos en los últimos meses en México, Brasil, Colombia, Guatemala, Haití, Ecuador, Honduras y Paraguay; y demandar a las autoridades correspondientes mayor voluntad política, investigaciones expeditas y la administración rigurosa de la justicia para impedir que la violencia se mantenga como instrumento para acallar y controlar la libertad de prensa

Demandar en México a las procuradurías generales de Justicia de Coahuila, Tamaulipas y Oaxaca para que transparenten las investigaciones sobre los asesinatos de los reporteros Daniel Martínez Bazaldúa, Mario Ricardo Chávez Jorge y Alberto López Bello, respectivamente, para demostrar con pruebas si los casos están vinculados al trabajo periodístico y someter a juicio a los responsables; e instar a las autoridades mexicanas a poner en práctica con urgencia todos los instrumentos jurídicos con los que cuenta para identificar y sancionar a los responsables

Solicitar a las autoridades de Brasil agilizar las investigaciones para esclarecer los asesinatos de Rodrigo Neto y Walgney Carvalho; requerir que se apliquen mecanismos de protección para el pleno ejercicio de la libertad de prensa, así como exhortar a que se dé especial atención a los proyectos de ley de enmienda a la Constitución que prevén la federalización de los crímenes cometidos contra periodistas durante el ejercicio de la profesión

Requerir a las autoridades en Colombia una pronta investigación por los asesinatos de Édison Alberto Molina y José Darío Arenas; solicitar la activación de los mecanismos de protección necesarios para salvaguardar la integridad de los comunicadores, colaboradores y de las fuentes periodísticas

Reiterar a las autoridades de Guatemala que actúen de manera expedita y oportuna para esclarecer los asesinatos de Carlos Orellana Chávez y Luis de Jesús Lima, y solicitar la activación de la fiscalía especial que atiende los delitos contra periodistas para conocer los móviles y deslindar responsabilidades en estos y otros casos impunes

Pedir a las autoridades de Haití investigar con prontitud y profundidad los asesinatos de Pierre-Richard Alexandre y Georges Honorat, para determinar las circunstancias que rodearon los crímenes e identificar y sancionar a los responsables

Instar a las autoridades en Ecuador a indagar a profundidad para esclarecer el móvil del asesinato de Fausto Valdiviezo, e identificar y sancionar a los autores materiales e intelectuales

Reiterar a las autoridades de Honduras la urgencia de realizar una profunda investigación para esclarecer el crimen de Aníbal Barrow, en especial la autoría intelectual en el caso; e insistir en la necesidad de crear un sistema de protección para periodistas, entre otras medidas y reformas de políticas públicas que el país debe adoptar para sancionar los crímenes contra la libertad de prensa

Exhortar a las autoridades de Paraguay a investigar con prontitud y rigor el asesinato de Carlos Artaza, para conocer el motivo del crimen, señalar a los responsables y ponerlos a disposición de la justicia.

Impunidad – Prescripción de asesinatos

 

CONSIDERANDO que la impunidad es el principal incentivo de los violentos y que la prescripción de acciones judiciales por casos de periodistas asesinados, tiene graves consecuencias para la libertad de prensa

CONSIDERANDO que durante este 2013 y antes de que finalice, cinco casos quedarán prescritos en Colombia y 12 en México

CONSIDERANDO que en Colombia ya prescribieron este año los casos de Gerardo Didier Gómez, Carlos Lajud Catalán, Nelson de la Rosa Toscano y Manuel José Martínez Espinosa, asesinados en 1993, debido a que no puede aplicarse en forma retroactiva una ley de 2010 que había extendido el plazo de prescripción a 30 años

CONSIDERANDO que el 11 de marzo la Fiscalía General de la Nación declaró como “Delito de Lesa Humanidad” el asesinato de Eustorgio Colmenares, un día antes de cumplirse los 20 años y evitándose que el crimen prescribiera. La Fiscalía consideró que “existe suficiente evidencia de que la muerte de Colmenares se produjo como consecuencia de un patrón sistemático contra la población civil de la región”, declarando así la acción penal como imprescriptible

CONSIDERANDO que el caso del periodista colombiano Danilo Alfonso Baquero, prescribirá el 26 de diciembre, fecha en que se conmemora el 20 aniversario de su asesinato

CONSIDERANDO que en México, se permitió que prescriban los casos de Jesús Michel Jacobo y Manuel Burgueño Orduño, en el estado de Sinaloa; Felipe González Hernández, en el estado de México; Ezequiel Huerta Acosta, en Coahuila; Alberto Ruvalcaba Torres, en Jalisco; Lázaro Cárdenas, en Michoacán; Jessica Elizalde de León, en Chihuahua, y Alejandro Campos Moreno, en Morelos

CONSIDERANDO que existe el riesgo de que en poco tiempo prescriban en México los casos de asesinatos de Enrique Peralta Torres y José Luis Rojas, en el estado Morelos; Abel Bueno León, en Guerrero; y de Philip True, en Jalisco

CONSIDERANDO que el Principio 4 de la Declaración de Chapultepec establece: “El asesinato, el terrorismo, el secuestro, las presiones, la intimidación, la prisión injusta de los periodistas, la destrucción material de los medios de comunicación, la violencia de cualquier tipo y la impunidad de los agresores, coartan severamente la libertad de expresión y de prensa. Estos actos deben ser investigados con prontitud y sancionados con severidad”.

LA ASAMBLEA GENERAL DE LA SIP RESUELVE

Demandar a la Justicia en Colombia y México a que cumplan con su obligación de investigar y sancionar a los responsables durante un tiempo razonable, y respetar el derecho de los familiares de las víctimas a conocer la verdad de los hechos

Exigir a la Fiscalía General de la Nación de Colombia respuesta frente a la prescripción de casos de asesinatos a periodistas, exhortándole a que se adopten medidas para evitar que caduquen estos procesos criminales

Urgir en México a las procuradurías de Justicia de los estados de Sinaloa, estado de México, Coahuila, Jalisco, Michoacán, Chihuahua y Morelos, a que analicen los expedientes para impedir que estos prescriban

Motivar a la Fiscalía General de Colombia a que estudié otros casos de asesinatos cerca de prescribir para que considere declararlos de “lesa humanidad” y así evitar su prescripción

Exhortar a las autoridades de los estados de Guerrero y Jalisco, para que impidan que los expedientes sean archivados; a la par de investigar internamente si fue una omisión dolosa la que ha colocado a estos casos en total impunidad

Denunciar la ausencia de justicia en estos casos y recurrir a organismos e instancias internacionales, con el fin de que los crímenes contra periodistas no queden en el olvido e impunes.

 

Compartí

0