Impunidad - Brasil

Aa
$.-
CONSIDERANDO que Marcone Sarmento, acusado de participar en el asesinato de Manoel Leal de Oliveira, el 14 de enero de 1998 en Itabuna, Bahía, fue absuelto en diciembre de 2005; que el Ministerio Público apeló la sentencia, la cual aún no ha sido resuelta; que Mozart Brasil, otro acusado del crimen, fue condenado a 18 años de prisión pero obtuvo un habeas corpus y aguarda en libertad el dictamen sobre su apelación; que no fue identificado el autor intelectual del crimen y el Ministerio Público considera que las investigaciones policiales no proporcionan suficientes pruebas para dar con el nombre del mismo; que la investigación del caso a nivel estatal es difícil, debido al posible involucramiento de los supuestos autores intelectuales con miembros de la policía y de la política CONSIDERANDO que el juez debe pronunciarse si decide o no acoger la denuncia y elevarla al tribunal para juzgar al ex alcalde de Eunápolis, Paulo Dapé, y sus funcionarios Maria José Ferreira Souza (Maria Sindoiá), Waldemir Batista de Oliveira (Dudu) y Antônio Oliveira Santos (Toninho da Caixa), acusados de dar muerte al periodista radial Ronaldo Santana de Araújo, ocurrida el 9 de octubre de 1997 en Eunápolis, Bahía; que ya hubo varias tentativas de postergar el proceso y que los acusados todavía pueden apelar el dictamen del juez; que Paulo Sérgio Mendes Lima, otro acusado de co-autoría, fue condenado a 19 años de prisión el 23 de noviembroe de 2002 y que éste acusó a Paulo Dapé de ser el autor intelectual del crimen CONSIDERANDO que las investigaciones sobre la muerte de Nivanildo Barbosa Lima, hallado muerto en la represa de Paulo Afonso el 22 de julio de 1995, fueron reabiertas y que luego de pasar por nuevas diligencias y por el Ministerio Público se encuentran en el juzgado para ser analizadas por el juez CONSIDERANDO que el principal acusado por el asesinato de Mário Coelho de Almeida Filho, ocurrido en Magé, Rio de Janeiro, el 16 de agosto de 2001, era el ex concejal Genivaldo Ferreira Nogueira, quien fue absuelto el 30 de junio de 2005 por falta de pruebas; que el autor intelectual del crimen todavía no ha sido sentenciado; que el otro acusado, Reynaldo Polary Stumpf, estuvo prófugo durante mucho tiempo y ahora está en prisión; que el juez pronunció sentencia en su contra pero que su abogado presentó recurso de apelación CONSIDERANDO que de los acusados de participar en el asesinato de la columnista social Maria Nilce Magalhães, ocurrido el 5 de julio de 1989 en Vitória, Espírito Santo, Marcos Egydio Costa fue condenado a nueve años de prisión con carcelería efectiva, José Alayr Andreatta fue condenado a 14 años de prisión con carcelería efectiva, mientras que Romualdo Eustáquio da Luz Faria y César Narcizo da Silva aguardan juicio para el 11 de diciembre de 2006; que al otro reo, el oficial de policía Charles Roberto Lisboa, se le ha suspendido el proceso por insania mental; y que sin embargo, la nueva fiscal a cargo del caso va a solicitar la revisión del mismo porque no está de acuerdo con el dictamen y considera que hubo muchas irregularidades en las investigaciones CONSIDERANDO que las diligencias indagatorias sobre la muerte de Edgar Lopes de Faria (conocido como Escaramuça), ocurrida el 29 de octubre de 1997 en Campo Grande, Mato Grosso do Sul, fueron archivadas el 31 de enero de 2006, a pedido del Ministerio Público, después de concluidas las investigaciones realizadas por el comisario de la policía adjunto a la Unidad Integrada de Combate contra las Organizaciones Criminales de la Delegación Especializada de Combate contra el Crimen Organizado (Unicoc), André Matsushita Gonçalves CONSIDERANDO que no se llegó a dar con el nombre el autor intelectual del asesinato del periodista radial José Carlos Mesquita, ocurrido el 10 de marzo de 1998 en Ouro Preto do Oeste, Rondônia; que hay una persona presa, y que los demás acusados fueron muertos o están desaparecidos; que ni la policía ni el Ministerio Público tienen nuevas pistas sobre el caso CONSIDERANDO que el periodista radial José Wellington Fernandes, conocido como Zezinho Cazuza, fue asesinado el 13 de marzo de 2000 en Canindé de São Francisco, Sergipe, y que el principal acusado, el ex alcalde Genivaldo Galindo da Silva, está preso por otros procesos administrativos; que su juicio por el asesinato de Cazuza tendrá lugar en la ciudad de Propriá (el proceso fue trasladado a otra ciudad para evitar presiones) el 13 de febrero de 2007 CONSIDERANDO que por el asesinato del periodista radial José Carlos Araújo ocurrido el 24 de abril de 2004 en Timbaúba, Pernambuco, fueron acusados de homicidio calificado Fernando Mariano da Silva Filho, Marcelo de Melo y Helton Jonas Gonçalves de Oliveira, pero que de los tres, Oliveira es el único que está preso, mientras los demás siguen fugitivos; que el proceso contra Oliveira deberá ser trasladado a la capital, Recife, pero hasta el día 18 de setiembre de 2006 no se había confirmación el traslado CONSIDERANDO que la policía llegó a dar con el nombre de los ocho involucrados en el asesinato del periodista radial Nicanor Linhares Batista, ocurrido el 30 de junio de 2003, en Limoeiro do Norte, Ceará, y que el proceso contra ellos está pendiente del pronunciamiento del juez, quien decidirá si lo elevará a un tribunal de jurado; que el fiscal de Limoeiro do Norte, Alexandre Pontes Aragão, presentó un addendum a la denuncia contra la ex-alcaldesa Arivan Lucena, acusada de ser la autora intelectual del crimen, pero que el proceso fue suspendido por el Tribunal Superior de Justicia (STJ) hasta que concluyan las diligencias para determinar la participación del juez del tribunal de justicia, José Maria Lucena, esposo de Arivan, quien está siendo investigado por el STJ CONSIDERANDO que de las nueve personas que habrían participado en el asesinato del periodista Samuel Román, ocurrido en abril de 2004, en Coronel Sapucaia, Mato Grosso do Sul, el Tribunal de Justicia mantuvo su pronunciamiento de llevar a juicio a Cleyton de Andrade Segovia, al ex alcalde Eurico Mariano, acusado de ser el autor intelectual del crimen, y a Alfredo Rui Dias Arevalos; que todos apelaron ante el Tribunal Superior de Justicia y que el recurso continúa pendiente de dictamen; que Segovia se acogió a un habeas corpus y huyó; mientras que en el caso de los demás sospechosos ni siquiera pudieron ser acusados porque están en algún lugar desconocido o porque murieron CONSIDERANDO que Aristeu Guida da Silva fue asesinado el 12 de mayo de 1995 en São Fidélis, Rio de Janeiro, y que Vladimir Rainieri Pereira Sobrosa, acusado de ser uno de los ejecutores, fue condenado a 28 años de prisión en abril de 2002, apeló la sentencia y fue llevado a un nuevo juicio, pero que sus abogados postergaron la sesión alegando la ausencia de un testigo; que otros dos acusados permanecen fugitivos hasta la fecha, siendo uno de ellos oficial de policía; que el proceso está en esta situación desde 2002 CONSIDERANDO que durante las investigaciones sobre el asesinato del periodista radial Jorge Vieira da Costa, muerto en marzo de 2001 en Timon, Maranhão, hubo presión contra los testigos, y que el fiscal a cargo del caso observó fallas en las investigaciones; que tres personas fueron condenadas por ejecutar el crimen, que apelaron la sentencia y que el proceso de apelación está siendo ventilado en el Tribunal de Justicia; que tres acusados de la autoría intelectual del crimen lograron obstaculizar la acción judicial; que el Ministerio Público presentó un recurso de apelación ante el Tribunal Superior de Justicia (STJ), pero que éste sigue pendiente de dictamen; y que el acusado de haber matado a Vieira fue arrestado por otro crimen en Teresina CONSIDERANDO que el empresario Domingos Sávio Brandão de Lima, propietario del diario Folha do Estado de Mato Grosso y de la estación de radio Cidade de Cuiabá FM, fue asesinado el 30 de setiembre de 2002 y que los ejecutores del crimen fueron condenados; que el autor intelectual, João Arcanjo Ribeiro, acusado de encabezar el crimen organizado, fue extraditado de Uruguay hacia Brasil y se encuentra preso en la Penitenciaría Pascoal Ramos; que el juez debe ventilar el caso en breve para escuchar los alegatos finales y decidir si lleva el caso a juicio; que el ex-soldado de la Policía Militar Célio Alves de Souza, condenado en junio de 2005 a 17 años y seis meses de prisión por participar en el asesinato del empresario, huyó de la Penitenciaría Pascoal Ramos el 24 de julio de 2005 y continúa prófugo CONSIDERANDO que las investigaciones del asesinato del periodista Reinaldo Coutinho da Silva, ocurrido el 29 de agosto de 1995, en São Gonçalo, Rio de Janeiro, estuvieron detenidas durante mucho tiempo hasta que el fiscal Rubem Vianna propuso seguir otra pista; que en más de una ocasión se cambió a los fiscales a cargo del caso CONSIDERANDO que las investigaciones del asesinato del periodista radial Jorge Lourenço dos Santos, muerto el 11 de julio de 2004, en Santana do Ipanema, Alagoas, fueron trasladadas por el Ministerio Público a la estación de policía regional en 2005, solicitándole a ésta la realización de nuevas diligencias, pero que el comisario a cargo de la estación ha sido cambiado, es difícil conseguir testigos, no surgen nuevas pistas, y que por ello el caso está prácticamente parado CONSIDERANDO que el principio 4 de la Declaración de Chapultepec establece que “el asesinato, el terrorismo, el secuestro, las presiones, la intimidación, la prisión injusta de los periodistas, la destrucción material de los medios de comunicación, la violencia de cualquier tipo y la impunidad de los agresores, coartan severamente la libertad de expresión y de prensa. Estos actos deben ser investigados con prontitud y sancionados con severidad” LA ASAMBLEA GENERAL DE LA SIP RESUELVE solicitar al Gobierno Federal que la investigación de los crímenes contra periodistas pase a la jurisdicción de la Policía Federal, toda vez que generalmente los asesinatos ocurren en represalia a denuncias hechas por éstos en sus respectivas ciudades y que pueden haber presiones e interferencias en las investigaciones a nivel local solicitar la ampliación y mejora del programa de Protección a Testigos, ya que actualmente mantiene a los testigos en precarias condiciones de supervivencia, lo cual hace que muchos de ellos prefieran abstenerse de acogerse al programa exigir a la Policía y a la Justicia que las investigaciones no se limiten a la identificación y arresto de pistoleros y cómplices, sino que también incluyan a los autores intelectuales de los crímenes pedir a las Secretarías de Seguridad Pública de los Estados que adopten las medidas necesarias para evitar la fuga de las personas involucradas en los crímenes solicitar a los integrantes de los Ministerios Públicos de los diversos Estados poner empeño en el seguimiento de las investigaciones y que exijan nuevas diligencias para identificar a los culpables y garantizar que los procesos sean ventilados sin ser interrumpidos cada vez que cambia un fiscal o comisario.

Compartí

0