Nicaragua

Aa
$.-
57ª Asamblea General Washington, DC 12 – 16 de octubre del 2001 NICARAGUA En este período se han violado en Nicaragua dos principios de la Declaración de Chapultepec, el No. 7 y el No. 8. El Principio No. 8 se violó al promulgarse la colegiación obligatoria con la entrada en vigencia de la Ley No. 372, o Ley Creadora del Colegio de Periodistas de Nicaragua (publicada el 16 de abril de 2001 en La Gaceta, el diario oficial), que no sólo viola la misma Constitución de Nicaragua sino también los artículos 13 y 29 de la Convención Americana de Derechos Humanos, o Pacto de San José, así como el Artículo 19 de la Declaración Universal de Derechos Humanos. Después de que se publicó en La Gaceta, se entablaron ante la Corte Suprema de Justicia dos recursos de inconstitucionalidad contra la ley. El primero fue presentado a título personal por representantes del diario La Prensa, El Nuevo Diario, Canal 2, Canal 8 y Canal 10. El segundo fue introducido también en carácter personal por tres directivos de la Asociación de Periodistas de Nicaragua (APN). Como consecuencia del desacuerdo de la APN con la Ley de Colegiación el colegio no se ha podido integrar, ya que conforme al Artículo 39 de la ley, los miembros del colegio serán “ipso iure” todos los miembros debidamente inscritos de las dos asociaciones de periodistas: la APN y la Unión de Periodistas de Nicaragua (UPN), de tendencia sandinista. Ese mismo artículo también estipula que en un período no mayor de tres meses después de publicada la ley, se creará una Comisión Organizadora integrada por dos representantes de cada asociación. Ese período expiró el 16 de julio de 2001 y la comisión no ha podido integrarse, dejando inoperante la ley. La APN, además de introducir ese recurso contra la ley, está promoviendo ante el Ejecutivo y Legislativo un proyecto de reforma a la ley. En el período electoral por el que pasa el país, es muy poco probable que prospere esta iniciativa de reforma. Tampoco se prevé un fallo de la Corte Suprema de Justicia en este mismo período. También el punto No. 7 de la Declaración de Chapultepec, referente a la discriminación en el otorgamiento de la publicidad oficial, está siendo violado por el gobierno del presidente Arnoldo Alemán. Este artículo especifica que, “la concesión o supresión de publicidad estatal no debe aplicarse para premiar o castigar a medios o periodistas”. El Nuevo Diario, que mantenía un promedio de 36% de los anuncios estatales en los medios escritos, sufrió una baja drástica desde junio. La publicidad oficial en El Nuevo Diario bajó al 13,85% en junio y a sólo 4,84% al 16 de julio. Según información que publicó El Nuevo Diario, su participación en la publicidad estatal del 1 al 12 de julio fue sólo de 4%. El diario La Noticia, que apoya al presidente Alemán y que según encuestas de la Organización Nicaragüense de Agencias de Publicidad (ONAP) tiene un “rating” de lectura de sólo 2%, está recibiendo un 45% de la publicidad estatal para medios escritos, lo que supone otra violación del punto No. 7, al premiar con publicidad estatal a medios por su línea editorial a favor del gobierno. El 4 de julio de 2001 se celebró en la Universidad Centroamericana el Foro sobre Chapultepec, en el que participaron estudiantes de periodismo y varias personalidades. El presidente Alemán fue invitado al foro, pero se excusó por razones de Estado. Los tres candidatos a la Presidencia de Nicaragua: Enrique Bolaños Gayer, por el Partido Liberal Constitucionalista (PLC); Daniel Ortega Saavedra, por el Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN); y Noel Vidaurre, del Partido Conservador (PC), firmaron la Declaración de Chapultepec y prometieron respetar la libertad de prensa si ganan las elecciones del 4 de noviembre. Cabe aclarar que, posteriormente, Vidaurre renunció a su candidatura. Se ha dado gran relevancia al tema de la libertad de prensa en la campaña electoral. A un mes de las elecciones, prácticamente se mantiene un empate entre el partido sandinista y el Partido Liberal Constitucionalista. Ortega, que en la década de 1980 presidió un gobierno revolucionario de izquierda que confiscó y clausuró la mayoría de medios de comunicación y mantuvo bajo total censura a los pocos que siguieron en manos privadas, ahora ha prometido un respeto absoluto a la libertad de expresión. En ocasión del Día Internacional del Periodista el 8 de septiembre de 2001, Ortega publicó un anuncio en el que se compromete a: 1) Cumplir los 10 principios de la Declaración de Chapultepec; 2) Aprobar en los primeros 30 días de su gobierno la ley de acceso a la información; 3) Crear condiciones para permitir a los periodistas el acceso a todas las instalaciones del gobierno; 4) Elaborar, en consenso con los medios de comunicación, un reglamento para asignar la publicidad estatal en función de los índices de cobertura, garantizando un mínimo básico a los medios de escasa circulación; y 5) Mantener la voluntad manifiesta de no utilizar jamás los medios fiscales para castigar a los medios que no favorezcan al gobierno. Por su parte, Bolaños ha declarado que él no tiene nada de qué arrepentirse, porque siempre ha respetado la libertad de información, subrayando que como vicepresidente preparó un proyecto de ley de acceso a la información que quedó engavetado en la Asamblea Nacional. El 1de agosto, mientras el presidente Alemán participaba en un acto no oficial viendo un desfile hípico en el marco de las celebraciones de Santo Domingo, las fiestas más populares de Managua, permitió que varios periodistas subieran a la tarima a entrevistarlo. Momentos después, la periodista de El Nuevo Diario, Eloísa Ibarra, fue tomada por la muñeca de su mano izquierda y mientras el presidente la apretaba fuertemente, según denunció la periodista, la sacudió fuertemente mientras le gritaba “sandinista, sandinista”. Según el relato de Ibarra, mientras ella repetía la pregunta que molestó a Alemán, el presidente le seguía diciendo, “Es un invento, un invento sandinista”, y continuó gritándole cuando ella se retiraba del lugar. En un editorial, El Nuevo Diario acusó al presidente de haberse encontrado en “estado de embriaguez”. El Consejo Supremo Electoral (CSE) publicó el “Reglamento de Etica Electoral”, cuyo Artículo 97 estipula que “72 horas antes del día de las votaciones cesará toda actividad de la campaña electoral y los medios de comunicación estarán a la orden del Consejo Supremo Electoral para difundir la información acerca de los procedimientos para ejercer el derecho del sufragio”. El Artículo 2 del mismo reglamento obliga a contribuir a que el proceso y la campaña electorales sean eminentemente educativos y formativos de los valores cívicos. Ese artículo es de acatamiento obligatorio por los funcionarios del organismo electoral, autoridades, dirigentes, partidos políticos, periodistas, propietarios y directores de programas y miembros de organizaciones cívicas y a la ciudadanía en general. La estación estatal de televisión, Canal 6, alquiló un espacio a particulares para trasmitir un programa que recuerda lo que pasó en el gobierno sandinista de la década de 1980. El programa ha sido denunciado, primero por el ejército de Nicaragua y posteriormente por el FSLN, que también protestaron contra otros programas producidos por el mismo canal acusándolos de injuriosos, por la forma en que aborda los temas. Los directores del Canal 6 contestaron que, por falta de presupuesto, el canal se ve en la necesidad de alquilar espacios y que no puede censurar a quienes arriendan espacios. Esta disputa no ha sido resuelta por el consejo supremo electoral. El noticiero radial “Púlsar Noticias” dirigido por el periodista Adolfo Pastrán Arancibia en la Radio La Primerísima, fue cerrado por la administración de la radio porque Pastrán Arancibia, que también era director de prensa de la emisora, firmó un contrato de asesoramiento con Pedro Solórzano, jefe de campaña en Managua del candidato del partido liberal. La Primerísima es una radio de izquierda que se había distanciado del FSLN por diferencias ideológicas. Sin embargo, la gran polarización y el empate técnico prevaleciente en la campaña electoral llevaron a la junta directiva de la radio a superar las diferencias políticas con Ortega y a acordar un apoyo electoral para el FSLN. Pastrán renunció como director de prensa de la radio después que la administración de la emisora le denegó permiso para ausentarse hasta después de las elecciones y además le fue suspendido su noticiero, a raíz de su consultoría con el señor Solórzano. El presidente de Costa Rica, Miguel Angel Rodríguez, acusó abiertamente a los periodistas de Nicaragua de ser los causantes de la confrontación entre ambos países, por diferencias territoriales sobre el Río San Juan. "Ustedes, los periodistas de Nicaragua, son los que arman la guerra entre nuestros países con sus noticias escandalosas", dijo, ante la pregunta de una representante del Canal 6 de Nicaragua.

Compartí

0