Haití

Aa
$.-
HAITI En Haití, los conflictos políticos actuales han agudizado las restricciones a la libertad de prensa. Haití se ha convertido en un tema de profunda preocupación para las numerosas agrupaciones internacionales de derechos humanos y de libertad de prensa, especialmente después del derrocamiento del presidente Jean Bertrand Aristide en 1991. Muchas emisoras continúan cerradas después de que cesaran su transmisión con el golpe de Estado y muchas otras, como sucedió en octubre pasado en el puerto de Gonaives, fueron cerradas por los soldados porque simplemente su música era asociada con la democracia y los derechos de los carecientes. Continúa todavía la persecución de los periodistas por el sólo hecho de disentir con el general Raoul Cedras y varios comunicadores debieron abandonar el país o vivir en la clandestinidad por temor a sufrir represalias por criticar al régimen. Varios corresponsales extranjeros, a quien se les acusó de "distorsionar la realidad" fueron agredidos y debieron retirarse del país ante amenazas contras sus vidas. A otros simplemente se les detuvo, se les confiscó sus materiales periodísticos y se les impidió continuar informando desde el país. Este continuo hostigamiento a los medios de prensa y a los periodistas en general, efectuado muchas veces por los conocidos "attachés", ha derivado en una fuerte conducta de autocensura, por lo que la opinión pública haitiana ha tenido que confiar en las informaciones provenientes de las transmisiones radiales y televisivas extranjeras, como por ejemplo en la Voz de América y la cadena CNN, para enterarse en forma más precisa sobre los acontecimientos que suceden en el país. Muchos comunicadores también se ganan sus puestos gracias a la condescendencia que tienen con el poder de turno. Cuando el primer ministro Robert Malval nombró a nuevos directores de la radio y la televisión estatal, los periodistas, nombrados por los militares, manifestaron su férrea oposición a abandonar sus puestos de trabajo. Nov. 92 Levious Toussant, de Radio Lumiere, y Simon Flambert, de Radio Soleil, se encuentran presumiblemente escondidos desde esa fecha. Nov. 12-92 John Patrick Slavin, del diario The Miami Herald, fue agredido en Puerto Príncipe por los militares "por hacer erróneas interpretaciones de la información que crean un clima de pánico con el objetivo de provocar a las fuerzas del orden". Nov. 12-92 Clarence Renois, de Radio Metropole y Jean Max Blanc, de la Voz de América, fueron detenidos por las fuerzas armadas durante una manifestación universitaria en contra de los golpistas. Nov. 16-92 Cuarenta empleados del diario L'Union, gubernamental, entraron en huelga al pedir la renuncia del editor Alexandre Azard. Tres días antes, mediante una carta enviada al ministro de información, Andre Calixte, lo habían acusado de realizar amenazas de muerte contra el staff. Ene. 14-93 Las autoridades cerraron el periódico gubernamental L'Union por reestructuraciones, luego de los problemas surgidos a fines del año anterior con su editor Alexandre Azard. Ene. 15-93 Norluck Dorange, de Haiti en Marche, Miami, fue acusado de esconder armas en su casa de Puerto Príncipe. Su domicilio fue allanado y no se encontraron las supuestas armas. Su pasaporte fue confiscado. Ene. 26-93 Elder Amadeus, propietario de una de las principales estaciones de radio, fue detenido por los militares al ser acusado de producir un programa subversivo. Feb. 1-93 Los fotógrafos Dominique Levanti, de AFP; Daniel Morrel, de AP y los periodistas Michael Norton, de AP y Michael Tarr, de Reuters, fueron agredidos en el aeropuerto de Puerto Príncipe cuando cubrían la llegada del enviado de las Naciones Unidas. Feb. 4-93 Rotchild Francois Jr., de Radio Metropole, fue perseguido y amenazado por manifestantes progubernamentales cuando fue a cubrir la partida del enviado de las Naciones Unidas, Dante Caputo, en el aeropuerto de Puerto Príncipe. Feb. 7-93 Corlson Darme, de Radio Tropic FM, fue secuestrado, agredido y extorsionado por miembros de las fuerzas armadas para ser agente del gobierno. Feb. 11-93 Francois Guilloteau, de Radio Metropole, fue detenido por la policía durante una manifestación pro Aristide en la Facultad de Medicina de Puerto Príncipe. Feb. 26-93' ArletteJosuee, de la Voz de América, fue detenida y golpeda por la policía cuando cubria una misa por las víctimas de la embarcación "Neptune". Mar. 24-93 Johnson Legrand, de Radio Tropicque, se presume que pasó a la clandestinidad luego de que un grupo de soldados se presentó en su residencia, situada en Gonaives, para arrestarlo. Mar. 24-93 Masner Beauplan, corresponsal en Hinche de Radio Tropique, fue arrestado por los soldados, por llevar consigo una publicación del Grupo de Reflexión y Acción por la Libertad de Prensa. Fue liberado al día siguiente. Abr. 11-93 Ernest Ocean, de Radio Tropique FM, fue detenido y golpeado salvajemente por autoridades militares antes de ser liberado veinticuatro horas después. Fue acusado de distribuir panfletos en favor de Jean Bertrand Aristide. May. 93 Alexis Montfort, corresponsal de Radio Tropique FM en Port de Paix, fue amenazado por el comandante militar del lugar y forzado a dejar el distrito. May. 4-93 Orius Fritzon, corresponsal de Radio Haiti en Petit Riviere de' Artibonite, fue golpeado salvajemente por hombres armados un día después de haberse manifestado por el Día de la Libertad de Prensa. Jun. 29-93 El ministro de Información, André Calixte, advirtió a los representantes de las agencias noticiosas AP, AFP, Reuters y Agenee Haitienne de Presse, de informar parcialmente acerca de los violentos sucesos que tuvieron lugar en la iglesia de Bel-Air, con los militares como protagonistas. Jun. 27-93 Marius Emmanuel, de Radio Trapique FM y Taccola Jean Pretty, de Radio Plus, fueron hostigados por los militares después de cubrir una manifestación anti gubernamental. Jul. 9-93 Claudy Vilme, reportero gráfico de Le Nouvelliste, fue detenido y golpeado por seis hombres armados y vestidos de civil que se desplazaban en vehículos militares. Jul. 9-93 A Eddy Alcindor, reportero gráfico de Haiti Progress, de New York, le fue confiscada su cámara y sus rollos cuando tomaba fotografías de un arresto violento de un activista político. Ago. 3-93 Robinson Joseph, de Radio Lumiere, fue asesinado por la policia en Puerto Príncipe. Sept.3-93 John Smith Dominique Prien, de Radio Plus, recibió un atentado contra su vida en su propia casa por parte de un grupo de soldados, que dispararon sus armas y destrozaron su casa. Pudo escapar trepando una pared y desde entonces se mantiene en la clandestinidad. Sept. 7-93 Patricia Benoit, de la agencia Global Vision, fue atacada por fuerzas auxiliares de la policía cuando filmaba el exterior de las oficinas del alcalde de Puerto Príncipe. Benoit aseguró que sus atacantes le dijeron que si ella fuese haitiana la hubieran asesinado. Sept. 8-93 Emmanuel Laurent, de Radio Trapique FM, fue atacado por auxiliares de la policía durante una ceremonia por el regreso del legítimo alcalde de la ciudad de Puerto Príncipe, Evans Paul. Tuvo que ser trasladado al hospital por miembros de la Cruz Roja. Sept. 10-93 Un grupo de veinte hombres fuertemente armados irrumpió en la estación Radio Caribes insultando y amenazando a los periodistas. Amenazaron con hacer volar la estación si se seguían transmitiendo las noticias. Sept. 11-93 Daniel Morel, reportero gráfico de AP, fue agredido junto a otros periodistas durante la misa en la cual fue asesinado el empresario Antoine Izmery. Sept. 11-93 Patrick Moussigac, director de Radio Caribes, recibió una llamada anónima en la cual se le dijo que "después de Izmery será tu turno". Voló hacia Miami luego de que su primo, quien lleva el mismo apellido, fuera amenazado en la calle por un grupo de auxiliares de la policía. Sept. 17-93 Treinta periodistas de la radio y televisión estatal, que trabajaron para el gobierno militar y que fueron suspendidos de sus cargos por el nuevo gobierno, ocuparon las estaciones estatales en Puerto Príncipe acompañados por la policía. Sept. 20-93 Fue intimidada la estación de Radio TraPique FM. Oct. 4-93 Los empleados de Radio Nationale se niegan a dejar sus puestos de trabajo ante el retorno de Jean Bertrand Aristide. Una fuente gubernamental de alto rango que no quiso ser identificada aseguró que la actitud de los periodistas nombrados por los militares cuenta con el apoyo de la policía. Oct. 5-93 El primer ministro Robert Malval daba posesión de sus cargos a nuevos directores de la radio y televisión estatales, mientras hombres fuertemente armados hacían alarde de violencia fuera del edificio donde se efectuaba la ceremonia. Oct. 26-93 En el puerto de Gonaives, 90 millas al norte de Puerto Príncipe, soldados ordenaron el cierre de dos estaciones de radio cuando la música que transmitían fue asociada con la democracia y los derechos de los pobres. Por otra parte, todavía permanecen desaparecidos Herald Gabiliste y Jean Ellie Pierre Louis, de Radio Antilles, desde el 30 de setiembre de 1991, durante el golpe de Estado que derrocó al presidente Jean Bertrand Aristide. Félix Lami, director de Radio Galaxy, desapareció ellO de diciembre de 1991. Se presume que fue secuestrado por llevar a cabo investigaciones de soborno y de rebelión en las Fuerzas Armadas y que fue torturado en la 4' Estación de Policia de Puerto Príncipe. Varios rumores coinciden en que su cuerpo fue hallado cerca de la fecha de su desaparición. Un año más tarde, las autoridades haitianas declararon oficialmente su desaparición.

Compartí

0