Panamá

Aa
$.-
PANAMA En la República de Panamá continúan vigentes algunas leyes restrictivas de la libertad de expresión que, de aplicarse, lesionarán los principios reconocidos en esta materia, tanto en la Declaración Universal de Derechos Humanos de las Naciones Unidas como en la Declaración Americana de los Derechos y Deberes del Hombre y la Convención Americana sobre los Derechos Humanos. Esas leyes, aprobadas durante la dictadura, no han podido derogarse, en parte porque algunos gremios de periodistas defienden el sistema de idoneidades oficialmente reconocidas y, pero sobre todo, por la ausencia de una voluntad política clara del Gobierno sobre esta materia. Recientemente un legislador presentó ante la Asamblea un anteproyecto de ley por medio del cual se derogan la ley 11 de 1978, "por la cual se dictan medidas en relación con los medios de comunicación social y publicación de material impreso"; la ley 67 de 1978 que reglamenta el ejercicio de la profesión de periodista, y la ley 68 del mismo año por la cual se crea la Junta Técnica de Periodismo, encargada de otorgar idoneidades y suspenderlas. El anteproyecto se encuentra pendiente del primer debate. El nuevo gobierno ha solicitado a los medios de comunicación que preparen un anteproyecto de ley más amplio para derogar todas las normas restrictivas de la libertad de expresión. Así se ha hecho y tal vez esta misma semana, le será entregado al Presidente de la República. El anteproyecto recomendará la eliminación del carácter penal que se le otorga a la calumnia y la injuria, reemplazándolo por un sistema de responsabilidad civil extracontractual. El 3 de junio de 1994, el entonces Presidente, Guillermo Endara, firmó la Declaración de Chapultepec, en un acto público de gran relevancia y el ahora Presidente, Ernesto Pérez Balladares, ha prometido suscribirla próximamente.

Compartí

0