Nicaragua

Aa
Informe ante la Reunión de Medio Año 2024
Abril 17-19
$.-

La violencia del gobierno en contra de los periodistas y sus familiares se caracterizó por la estigmatización, la vigilancia, las confiscaciones y el destierro en el último trimestre de 2023. La violencia recrudeció en 2024, pero sumando otras herramientas de censura, entre ellas, el cierre, dentro y fuera del país, de cuentas bancarias de los periodistas, robos a sus viviendas, negativas de atención médica y agresiones a sus familiares.

La dictadura sandinista de Daniel Ortega y Rosario Murillo recrudeció sus ataques en este período dejando departamentos del país sin periodismo independiente. El gobierno detuvo a varios periodistas partidarios porque emitieron comentarios críticos a la dictadura, y continuó con su discurso estigmatizante contra la prensa. La mayoría de los agresores estatales son miembros del Poder Judicial y de la Policía Nacional. Las agresiones más comunes fueron: robo de propiedades, amenazas, hostigamiento, negación de emisión de documentos de identidad y ataques de troles en redes sociales.

Por los ataques generales a la prensa independiente, el segundo informe del Grupo de Expertos en Derechos Humanos para Nicaragua (GHREN), pidió a la comunidad internacional recurrir a la justicia penal internacional remarcando que esos delitos a la expresión deben ser considerados como de "lesa humanidad". El informe detalló cómo los campesinos se convirtieron en "enemigos" del régimen, así como los estudiantes universitarios, algunos de los cuales también sufrieron el despojo de su nacionalidad. También el gobierno afectó la libertad religiosa. Desterró a varios sacerdotes y a otros les impidió organizar procesiones.

A pesar de ello y desafiando la censura oficial, los medios nicaragüenses en el exilio siguieron informando. La Prensa celebró sus 98 años reportando desde las aguas del Río San Juan y publicando una edición especial para que los ciudadanos pudieran imprimirla como un acto de resistencia. La revista Magazine celebró su vigésimo aniversario con un rediseño y un libro con la recopilación de sus mejores reportajes. No obstante, varias organizaciones han detectado que los medios en el exilio sufren problemas tanto en materia de sostenibilidad por la precariedad de los recursos para publicidad y por la ineficiencia de los programas de reubicación o movilidad segura que impiden a los periodistas continuar con su labor.

La organización Voces del Sur denunció varias agresiones en contra de periodistas y el uso de la publicidad estatal como un método coercitivo para someter a los pocos medios que quedan laborando en el país. También indicó que se continúa aplicando la Ley Especial de Ciberdelitos y la Ley de Soberanía para perseguir y encarcelar a quienes critiquen al gobierno a través de las redes sociales.

La organización Periodistas y Comunicadores Independientes de Nicaragua (PCIN) denunció el 1 de marzo varias agresiones en el primer trimestre de 2024, de las cuales nueve fueron en contra de medios y cinco contra periodistas, entre ellos, cuatro mujeres. También denunció que varios periodistas nicaragüenses fueron agredidos en México, Estados Unidos, Guatemala y Costa Rica.

Compartí

0