2011 Año por la Libertad de Expresión

Aa
$.-
CONSIDERANDO que el agravamiento de los obstáculos y amenazas a la libertad de expresión, aún en países con procesos democráticos ha creado un clima general de tensión para la actividad periodística; CONSIDERANDO que el recrudecimiento de la violencia contra los periodistas ha cobrado la vida valiosa de un número alarmante de comunicadores, aún en países donde este tipo de crímenes anteriormente eran escasos; CONSIDERANDO que gobiernos intolerantes y autoritarios que no aceptan la crítica ni las posiciones opuestas, avanzan planes para la creación de andamiajes legales a su medida que les permitan hacer prevalecer sus puntos de vista y atacar a los periodistas y a los medios de comunicación, en un claro intento de monopolizar y suprimir el derecho a la información de las sociedades; CONSIDERANDO que esos mismos gobiernos persisten en sus intenciones de manipular el otorgamiento de publicidad oficial para premiar o castigar a medios de comunicación, creando con ese comportamiento un clima de confrontación ideológica que es caldo de cultivo para constantes planes contra la prensa y el periodismo; CONSIDERANDO que la falta de espíritu democrático en gobiernos electos por los votos prevalece por encima de las diferencias ideológicas, tornándose más intolerantes contra la prensa libre e independiente a la que consideran un obstáculo para la prolongación de sus mandatos CONSIDERANDO que los 10 principios de la Declaración de Chapultepec establecen claramente que no hay personas ni sociedades libres sin libertad de expresión y de prensa y que el ejercicio de estas es un derecho inalienable y no una concesión de las autoridades; que el asesinato, el terrorismo, el secuestro, las presiones, la intimidación, prisión injusta de los periodistas, la destrucción material de los medio, la violencia y la impunidad de los agresores, coartan severamente la libertad de expresión; que los medios de comunicación y los periodistas no deben ser objeto de discriminación o favores en razón de lo que escriban o digan; que ningún medio o periodista debe ser sancionado por difundir la verdad o formular críticas o denuncias contra el poder público LA ASAMBLEAGENERAL DE LA SIP RESUELVE reiterar con vehemencia que esas libertades constituyen derechos de los ciudadanos dentro de una democracia representativa y que corresponde a sus gobiernos salvaguardarlas y garantizarlas; intensificar las actividades a favor de la promoción de la libertad de prensa y la protección de los periodistas bajo constantes ataques de sus enemigos de distinta procedencia, por medio de misiones, foros, seminarios, programas de entrenamiento, etc; llamar a los gobiernos en abierta confrontación con la prensa a respetar los derechos constitucionales y los compromisos y tratados internacionales relacionados al respeto universal de las libertades de expresión y de prensa; apelar a la responsabilidad de todos los periodistas para que no vacilen en redoblar sus esfuerzos a favor de la preservación de la libertad de prensa, conscientes de que en estos años cruciales que se viven en el hemisferio, corresponde a los comunicadores evitar el deterioro de esa libertad en detrimento de los pueblos; declarar el 2011 como “Año por la Libertad de Expresión”.

Compartí

0